Noticia: La disfagia en pacientes postictus suele acompañarse de trastornos de la comunicación

09/10/2015 

La disfagia neurógena es una secuela del ictus que en ocasiones pone en riesgo la vida del paciente. La magnitud del daño cerebral generado por el ictus comúnmente ocasiona la aparición de otros trastornos que acompañan a la disfagia y agravan la salud del paciente. 

Un estudio ha analizado posibles asociaciones entre disfagia y trastornos de la comunicación provocados por un ictus, así como los factores propios de la enfermedad, personales y comórbidos que influyen en ella, en 1.519 pacientes que sufrieron un ictus durante el ingreso hospitalario entre los años 2009 y 2011. De los registros analizados, 206 presentaron disfagia (13,6%). El 80,1% de los casos de disfagia se concentró en pacientes de 60-89 años. El 66% de ellos permaneció hospitalizado durante más de 11 días. La edad (odds ratio = 2,36; p < 0,001), afasia (odds ratio = 4,47; p < 0,001), disartria (odds ratio = 4,95; p < 0,001), tiempo de hospitalización (odds ratio = 3,65; p < 0,001) e hipertensión arterial (odds ratio = 1,64; p = 0,023) se asociaron estadísticamente con disfagia. Finalmente, en el 73,3% de los casos con disfagia, se presentó disfagia más afasia o disartria o apraxia del habla, mientras que sólo el 26,7% tuvo exclusivamente disfagia. 

Según los autores, la disfagia neurógena parece concomitar con trastornos de la comunicación, aumentar el tiempo de hospitalización y asociarse a hipertensión arterial. Sin embargo, se requieren estudios prospectivos que consideren un gran período de tiempo para confirmar estos hallazgos. 

Peña-Chávez R, López-Espinoza M, Guzmán-Inostroza M, Jara-Parra M, Salgado-Ferrada C, Sepúlveda-Arriagada C, Zapata-Sepúlveda P